No Sabe, No Recuerda. Alerta, el Supremo podría sufrir de Alzheimer.

(Buitter.com desde el Hospital Pacheco de Sucre). Cuesta creer que el Líder Supremo pueda tener una falla, tal vez una canita al aire, o dos, o varias según van apareciendo las pruebas, tal vez un hijito por acá, una hijita por allá y otros hijitos por acullá.

García Linera, en sus no titulados discursos nos da a entender su infalibilidad y la imposibilidad de yerro y por eso, cuando la memoria del PluriMegatrón comienza a fallar es justo tratar el tema seriamente.

Hay que tener en cuenta que el Magnánimo Eterno maneja diariamente miles de datos relacionados con su gestión de gobierno, con las veces que el Goni jodió al país, o la hora en la que aparece algún tuit hilarante de Doria Medina o el día en el que Tuto se manda alguno de sus exabruptos clásicos. El Ilustrísimo Eterno sabe por dónde camina el Carlos Mesa o qué otra tapa de un libro dizque se ha leído el otrora licenciado en matemáticas.

El Altísimo lo sabe todo, jamás ha fallado, salvo cuando tiene que leer datos financieros en sus somníferos discursos de gestión.

Por eso mismo la ciudadanía, presta para emitir su voto este 21 de febrero, ha comenzado a sospechar que algo está mal en la cabeza del Olímpico Master.

Por esta razón, Buitter.com, (el único medio que se preocupa por la salud mental del Zeus Altiplánico) se fue a la búsqueda de un profesional que pueda explicar lo que le acontece al Patrón.

A razón de su preocupación, Buitter.com se contactó con varios especialistas en medicina clínica bolivianos, pero por miedo a descuentos ninguno quiso dar declaraciones; por esta razón tuvimos que contactarnos con el Dr. Ph.D. de la Universidad de La Habana Lázarus Ernesto Fidel, quien al ver las pruebas contundentes de su accionar determinó que la situación de presidente boliviano es tremendamente preocupante pues estaría padeciendo una rara condición de Alzheimer, denominada “Síndrome de Negatividad Histórica” o comúnmente llamado “Alzheimer Selectivo” que afecta solo al 1% de los que padecen esta grave y degenerativa enfermedad y tiene como particularidad el olvidarse todo lo referente a su gestión y recordar ferozmente todo lo que tiene que ver con sus opositores.

Según el galeno cubano el Magnánimo olvidó ya muchas veces a varias de sus parejas de corta edad, siendo el caso “Cara Conocida” el mas emblemático; pues últimamente se comenta que la Señora Zapata tuvo en el transcurso de los años varios encuentros con el Altísimo, carnavales, cumpleaños en Nueva York, incluso actos más entrañable y humanos como nacimientos y aparentes decesos de un vástago.

Lázarus Ernesto Fidel, analizó las veces que el Supremo ha olvidado situaciones o personas y para sustentar esta tesis, se limitó a dar los siguientes ejemplos que son muy importantes:

Los Olvidos del Supremo:

Principal y más grave olvido: Olvidó que está en su 3era gestión y no en la 2da según dice y por lo cual se inventó este Referendum.

La libreta de García Linera: Nunca supo que el Vicepresidente no había hecho el cuartel.

La Licenciatura de García Linera: Dice que “recién se enteró” de que el Vicepresidente no tenía título profesional, seguramente ya se lo habían dicho pero no se acordaba.

La Cara Conocida: Cuando vio a la ex dijo “es cara conocida” pero por su mal no pudo reconocer a su novia de años y madre de su hijo.

La Conectada: Que la novia era “Lobbista” de una supuesta mega empresa china con conexiones muy importantes con el Gobierno

La Funcionaria estatal: Que la novia no trabajaba para el estado y por lo cual no debería hacer lobby a nombre suyo en varias gestiones.

La millonaria: Cuando la conoció, no sabía si la Gabriela tenía plata o estaba largada.

La cuñada: Olvidó que la cuñada de García Linera había tenido negocios con BOA.

De sus declaraciones: No recordó que alguna vez dijo que iba renunciar a la posibilidad de ser candidato y abriría su restaurante en Orinoca con su quinceañera.

La CPE: Olvidó de respetar a la Constitución Política del Estado y se inventó una modificación para modernizarse.

Tráfico de Influencias: Lamentablemente no sabía qué significa ese término: “Tráfico de influencias, ¿qué será tráfico de influencias?, seguro todos vivieron del tráfico de influencias, yo nunca hubiera escuchado el tráfico de influencias…” repite hasta el cansancio el Supremo

Implicaciones: Se olvidó que su Juan Ramón de la Quintana andaba junto a Gonzalo Sánchez de Lozada y hasta en fotos salió al ladito del Goni.

Católico: Se olvidó que alguna vez dijo que la Iglesia era su enemiga e hizo muy entusiastas gestiones para traerlo y llenarse de “selfies” con el Papa Francisco.

Dead People: Se olvidó que dijo que en su gestión no habría ningún muerto, pero Huanuni, La Calancha, Caranavi, Porvenir, la Alcaldía de El Alto le dijeron lo contrario.

Policía Alteña: No sabía que la Policía estaba a 2 cuadras de la Alcaldía de El Alto y que su grupo antimotines no tenía implementos antimotines para atender temas de motines.

Bloqueos: Se olvidó que era denominado el Rey de los Bloqueos y no permite que un grupo ciudadano vaya a reclamar a la Plaza Murillo.

Achacollo: Se olvidó de que debía hacer convocar a la suegris para que aclare el grave desfalco del Fondo Indígena.

Contralor General interino: No sabía que el contralor interino, quien es Masista y tiene 7 años en el cargo, sólo debe estar 6 años y además debe ser elegido por el Congreso.

Marcelo: Se olvidó de cumplir la promesa de encontrar a Marcelo Quiroga Santa Cruz

Fugados: Se olvidó de apretar el candado y ajustas las aldabas para evitar que se fuguen Pinto, Manfred, Belaunde y muchos más.

En resumen, el Dr. Lázarus Ernesto Fidel sospecha que la condición del Supremo, muy similar a la del dictador Luis García Mesa (que en su juicio de responsabilidades no sabía y no recordaba nada), le podría restar oportunidades para ejercer un CUARTO mandato consecutivo, motivo del Referéndum ya que los olvidos se están agravando y cada vez son más frecuentes.

Mientras tanto, muy calladito, García Linera estudia día y noche para ejercitar su memoria y ser el llamado a reemplazarlo… eso sueña él.

Obviamente que el Supremo tampoco desconoce lo que pasa más allá de sus narices.

Share Button