Se confirma el rumor. Evaristus mató a Fidel Castro

(Buitter.com desde el Pub Tropicana, en la Havana) Cuando el mundo aún no sale del asombro por el fallecimiento del nonagenario líder dictatorial de la caribeña isla de Cuba, Fidel Castro, otra noticia bomba (pero relacionada) ha sacudido los principales medios de información del mundo. Al parecer se confirma que la causa, o más bien el causante de la muerte del líder de la Revolución Cubana no es otro que el mismísimo presidente del Estado Plurinacional de Chinbol, Magnánimo Emeritus Evaristus Morales.

La causa del fallecimiento del Santa Claus de la Habana se produjo por asfixia mecánica producida por un intento exitoso de suicidio en defensa propia, originado por el mismo Fidel cuando fue supuestamente rodeado por espíritus ancestrales andinos que viajaron a la isla caribeña para “obligarlo” a tomar esa decisión tan celebrada en el mundo libre y llorada en países en dictadura o quebrados por el socialismo del Siglo XXI.

La más famosa de las “Santeras” (mujeres que hacen brujería y magia) de Cuba, vidente y curadora personal de Castro, Miyemayá Tadura, experta en Oludum y contacto con los Orishás del más allá, luego de 7 fumadas poderosas pudo descifrar espiritualmente las causas de la muerte del líder cubano.

Al parecer un error de cálculo (coreografía) en las famosas, mediáticas e inútiles danzas de invocación a las lluvias del presidente del recientemente Árido Estado Plurinacional de Bolivia propició un desenlace terrible. Se suponía que tenía que hacer rondaronda con las Bartolinas hacia la izquierda del siglo XXI y lo hizo hacia la derecha imperialista. Este craso error conceptual/coreográfico produjo un corte circuito tan profundo en las ánimas y achachilas socialistas del proceso de cambio que repercutió en la salud del líder cubano, quien a los 90 años dejó de existir de forma abrupta y dolorosa. Las Santeras de la isla caribeña, sospecharon que una maldición cayó a Fidelio, un trabajo/ritual mal hecho en alguna parte del mundo, seguramente un hijo opa del cubano, concluyó Miyemayá Tadura, un hijo opa que invoca cualquier cosa con tal de lavarse las manos de acciones que no realizó en su determinado tiempo, lapidó Tadura antes de caer desmayada producto de un intenso trance después de consumir el agua turbia “agasolinada” que el reportero del Buitter.com le invitó por accidente de su botellón.

bailecito1

Luego de las exequias del principal detractor de la bebida Cuba Libre, se solicitará al Altísimo Evaristus no volver más en su vida a la isla, porque ya se comenzó la negociación con Donald Trump para convertir a la Cuba quebrada en una nueva Las Vegas.

Share Button